mi mundo

El amor existe…

Y se llama Isabel y Ernesto

Resulta que hace 31 años, mis padres se casaron. Han pasado por mil y una historias, buenas, malas, geniales, traumáticas… en fin… como todos supongo.

Pero… bueno, mi padre sigue llegando a casa con una sonrisa en los labios todos los días, dándole un beso a mi madre y llamándola GUAPA aunque vaya en chandal. Y mi madre sigue reinventandose cada día para sorprenderle de mil y una maneras, sobretodo con la comida, que es la perdición del sr. Ernesto.

Eso señores, eso es amor.

Eso es lo que se vive en mi casa, pequeños instantes de amor que hacen de la vida un lugar maravilloso.

Podemos pasar malos momentos, como todos supongo, pero si la unión es tan fuerte como la que se vive en mi casa gracias a este matrimonio… os prometo, de verdad, que todo se puede y que se puede con todo.

Felicidades por estos años de felicidad, … ¡y que cumpláis muchos más!

Por ti, por él, por ella, ellos, nosotros … y por mí también

Fíjate como son las cosas de la vida. A veces parece que vaticino que voy a vivir una situación determinada, y de manera profética me escribo un borrador en wordpress que hallo justo cuando me ocurre esto sobre lo que quiero escribir. Así que bueno, esto está escrito el 31 de enero de este mismo año, pero me sirve igual y me ha ahorrado mucho tiempo. Estaba sin publicar y creo que ahora es un momento idóneo para hacerlo porque habla de lo que quería hablar y porque he vuelto a acordarme de mi abuelita mucho últimamente. Aquí os lo dejo y espero que me digáis si es una utopía o si es algo que se puede llevar a cabo. 

 

(más…)